Una empresa valenciana está desarrollando un nuevo sistema antihielo para las carreteras

Una empresa valenciana está desarrollando un nuevo sistema antihielo para las carreteras

La empresa valenciana SICO conjuntamente con la participación del Instituto Tecnológico del Plástico han empezado a desarrollar un nuevo sistema antihielo que puede marcar el futuro de muchos países y regiones para hacer frente al frio polar.

Hoy en día el sistema utilizado más común en nuestro país es el suministro de salmunera en las carreteras. Esto se hacía mediante camiones de transporte de sal que tienen algunos puntos negativos como los tiempos y costes logísticos del transporte, además desarrollado en condiciones climáticas adversas. Por ello, se busca una solución menos costosa que se basa en un innovador sistema compacto para la producción de salmuera que permitirá ubicarlas en localizaciones con un acceso malo y así acercarlas a las zonas críticas de acumulación de hielo.

La principal innovación es su nueva concepción en el número de elementos que entran dentro de la instalación y configuración, la cual, ofrece ventajas de funcionamiento, mantenimiento y duración teniendo en cuenta su infraestructura y el sistema de carga de una composición tan agresiva como la salmuera con temperaturas muy bajas.

Se está empezando a probar este sistema en la provincia de Teruel, donde se puede empezar a ver el comienzo de la temporada de nieve y heladas. Esta será la prueba de fuego para el nuevo producto en desarrollo. Su instalación no ha sido fácil pero se ha conseguido instalar el sistema antihielo que luego se  pretende exportar a lugares tan exigentes como Dinamarca o Rusia.

En él, se empleará una instalación combinada de energía solar y eólica para garantizar y producir suficiente energía para garantizar su funcionamiento en la época invernal. De esta manera, contará con la energía necesaria para la mezcla de compuestos y la producción de la propia salmuera.